Todos nos rendimos ante el Barcelona

Barcelona, un muy justo campeón de Europa

Barcelona, un muy justo campeón de Europa

He disfrutado de una de las demostraciones más completas de un equipo de fútbol en los últimos tiempos. El Barcelona que dominó por completo al Manchester United en el césped londinense de Wembley, en la final de la Liga de Campeones de la UEFA probablemente sea uno de los onces más completos de todos los tiempos.

Para los blaugranas todo funcionó. Es cierto que la presión inicial del ManU los hizo lucir mal en los primeros minutos; pero después apareció el toca-toca, característico del club que dirige Pep Guardiola. Entonces cayó el gol de Pedro Rodríguez y el mundo se vino abajo para los ingleses. Ahí vino el único momento de debilidad de los culés: pensaron que ya eran campeones…

Wayne Rooney aprovechó el mal saque de banda y ante el buen pase de Giggs definió de forma muy precisa ante Víctor Valdés quien no pudo hacer nada ante el excelente disparo del delantero. Así, con ese injusto resultado, se llegó al descanso. Barcelona merecía estar delante en el marcador; sin embargo, la tan llevada y traída frase “los goles se marcan, no se merecen” parecía más válida que nunca.

Ninguno de los dos directores hizo cambios en el segundo tiempo. No pasó mucho tiempo para que Lionel Messi rompiera la racha de 8 partidos en Inglaterra, sin marcar goles. Recibió la pelota, dejó atrás a los rivales y lanzó el disparo por el centro que el portero Van der Saar, en su último partido oficial, no pudo-supo  detener.

Ahí terminó por desinflarse el ManU. Desde esa segunda anotación los culés ampliaron su dominio sobre los campeones de la Liga Premier. El porcentaje de control del balón se acercaba al 70% y en ese momento, David Villa dejó boquiabiertos a todos los que apoyamos al Barca, con un disparo impresionante que penetró por un ángulo el arco defendido por el holandés Van der Saar.

Luego los blaugranas “enfriaron” el partido y los pocos intentos del ManU (solo Rooney se salva de las críticas) chocaron contra la ordenada defensa del Barcelona. ¿Cómo detener a los culés? Esa pregunta se la hicieron los comentaristas de Fox Sports. Creo que en la temporada solo el Real Madrid detuvo a los campeones. ¿De qué manera? De la peor posible: con golpes, faltas flagrantes, conversaciones sucias, dentro y fuera del terreno. Solo así impidieron el avance del tridente Iniesta-Xavi-Messi.
Por suerte Sir Alex Fergusson no siguió esta “estrategia” de Mourinho y el Manchester jugó limpió; aunque hubo varias entradas fuertes sobre Messi, pero nada comparable con las patadas de Pepe y compañía.

Mientras escribo esto continúan los festejos en la Ciudad Condal. Probablemente se extiendan por todo el domingo. Es el momento de festejar una gran campaña, con dos títulos (Liga y Champions) y un subtítulo en la Copa del Rey. Es hora, también, de pensar en una renovación para Pep Guardiola. La merece.

Vea además:
Estadísticas del partido Barcelona – Manchester United
Todos los campeones UEFA Champions League

Anuncios

Ni Messi esperaba el Balón de Oro

Iniesta y Xavi Hernández dijeron que no estaban decepcionados. Pero no les creo. Realmente no pocos esperábamos que el Balón de Oro 2010 terminaría en manos de uno de los campeones mundiales; sin embargo,los 60 goles marcados por el argentino Lio Messi, en 2010,  pesaron más que un título.

Me declaro abierto seguidor de Lio, del Barcelona, de Argentina; aunque considero que, esta vez,  el Balón debió terminar en manos de Xavi. El triunfo en Sudáfrica fue convincente, la temporada con el Barca también, así que lo más justo hubiera sido que Pep Guardiola, en la gala de Zurich, le entregara el premio al hombre que construye muchas de las jugadas ofensivas en el Camp Nou y cuyo esfuerzo fue fundamental para que la Furia Roja celebrara en Johannesburgo.

Vea además:
Messi: No esperaba ganar el Balón de Oro
Xavi: El Balón de Oro se queda en casa (humm, muy interesante este criterio)
Iniesta
: No estoy decepcionado por la decisión

ParaDOHA: Messi decide y España…apena

Después de más de 90 minutos con mayores oportunidades para Brasil, pero sin concretar un gol, quizás lo mejor hubiera sido tomar el avión de regreso a Europa para continuar las diferentes Ligas con un empate; pero las igualadas no abundan en el gran clásico del fútbol latinoamericano, así que apareció Lionel Messi, el más completo de todos los jugadores que pisaron el terreno en la tórrida Doha (¡y ahí quieren los árabes organizar el Mundial de 2022!), dejó atrás a tres defensas, sacó el zurdazo y la pelota evadió las manos del portero Víctor.

Imagino que los diarios argentinos, no precisamente fanáticos de Diego Armando Maradona, estén ya alabando el “planteamiento táctico”, “la inteligencia en la selección de jugadores”, de Sergio Batista quien acaba de debutar como director oficial de Argentina con un triunfo—probablemente no merecido—sobre el rival más empedernido: Brasil.

Cinco años sin vencer a los brasileños era demasiado tiempo para los argentinos. Entonces, me alegro doblemente porque haya ganado mi equipo favorito y la alegría es doble ya que marcó Messi…solo falta que esa magia vuelve a repetirse cuando esté en juego algo importante…como la Copa América de 2011.

Vea ademásPrensa mundial elogia a Lionel Messi

¡OLÉ, ESPAÑA!

Sergio Ramos no se explica los 4 goles...

Sergio Ramos no se explica los 4 goles...

Supongo que cuando los seguidores de la selección campeona mundial y de Europa lean este post pues vuelvan a utilizar argumentos similares a cuando escribí sobre la goleada recibida por los ibéricos ante Argentina, en Buenos Aires. En aquella ocasión fue 4 a 1, ahora Portugal fue todavía más apabullante, 4-0. Parece que los amistosos no son el fuerte del equipo dirigido por Vicente del Bosque y este comportamiento contrasta con la actuación perfecta en la (fácil) eliminatoria de grupos rumbo a la Eurocopa de 2012. De acuerdo, es un amistoso, se pueden hacer cuantos cambios estime conveniente el DT, hubo muchos jugadores lesionados; pero nadie podrá negar que en este partido la llamada “Furia Roja” dejó otra una pobrísima imagen.

HISTORIA DEL DUELO HISTÓRICO BRASIL vs. ARGENTINA

– El primer partido se efectuó en 1914. Ganó Argentina 3-0
– Total de partidos oficiales efectuados: 89. 33 Victorias para cada uno, con 23 empates. Brasil ha marcado en estos desafíos 143 goles; Argentina, 137.
– En Copas Mundiales han chocado en 4 ocasiones, con balance favorable a Brasil por 2 a 1, y un empate. La última vez que se enfrentaron en citas mundialistas fue en 1990, con aquel inolvidable gol de Caniggia…y la poca fortuna de los atacantes brasileños que fallaron repetidas veces ante el arco gaucho.

200 mil (sin) razones para ver a Messi en Japón

Messi lesionado, una imagen dolorosa

Messi lesionado, una imagen dolorosa

En Japón quieren ver en acción al mejor jugador del mundo y para eso están dispuestos a desembolsar 200 mil dólares que terminarían en las arcas de la Federación argentina de fútbol. El partido amistoso está previsto para el 8 de octubre, en el llamado país del sol naciente.

La gran interrogante parece ser ¿arriesgará Argentina-Barcelona FC a Lionel Messi en un juego sin importancia? Recordemos que Messi sufrió una lesión en su tobillo, luego de la fortísima entrada recibida por el defensor del Atlético de Madrid Ufalussi. Los doctores le aconsejaron descansar entre una y dos semanas. Es decir, el día 8 podría estar supuestamente listo para viajar a Tokio con Argentina.

Los japoneses continúan presionando para que Messi juegue, como titular. De no suceder esto, retirarían los 200 mil dólares que tanto ansía la AFA de Julio Grondona. Entonces, nos encontramos otra vez ante el conflicto salud vs. dinero. La más elemental lógica indica que Messi debería descansar el tiempo necesario y evitar no solo el partido contra Japón, sino también otros compromisos de su club, el Barca. La idea es que se recupere totalmente. Una de las voces más escuchadas en Cataluña, Johan Cruyff, pidió desde su columna de opinión exactamente lo mismo. Ojalá lo escucharan en la Ciudad Condal y al otro lado del Atlántico. Yo tengo mis dudas.

Goleada histórica en el Monumental

España no jugaba en Argentina desde 1978 y estoy seguro que el recuerdo más reciente de Buenos Aires de los actuales campeones del mundo no es agradable. Por supuesto que era un partido amistoso; pero a nadie le gusta perder por goleada, 4-1. Sencillamente no “luce” bien en la selección que acaba de adicionar su tan ansiada estrella encima del escudo.

Argentina le puso más interés al juego y el mensaje de Sergio Batista parece claro: no piensa repetir la misma estrategia de Diego Armando Maradona, así que colocó en el once regular a cuatro de los, lamentablemente, olvidados por el Pelusa: Javier Zanetti, Esteban Cambiasso, Gabriel Milito y Ebert Banega. Las cosas no le pudieron salir mejor, al todavía técnico “interino” de la albiceleste.

El partido en el estadio “Monumental” mostró varias de las cosas que puede hacer Lio Messi cuando está inspirado-interesado-acompañado. El 10 argentino definió de forma brillante ante un errático portero Reina; mientras Carlos Tévez tuvo una excelente tarde bonaerense. Todas las miradas estaban puestas en Messi y es que los fanáticos argentinos le piden al 10 que brille, tal y como lo hace constantemente en Barcelona. Es un reclamo justo, creo yo, y no me parece que ponga “presión extra” en Messi quien también juega presionado en España, solo que allá sus compañeros de equipo lo acompañan más.

La victoria albiceleste fue celebrada por todo lo alto: marcaron los cuatro grandes en la punta, Messi, Higuaín, Tévez y Agüero y la propuesta de Batista convenció, así que supongo sea cuestión de poco tiempo que la AFA termine por confirmarlo en el puesto de técnico. Eso sería lo más inteligente. Ojalá los mexicanos “tomen nota”, pues por allá incluso dicen “no tener apuro” para nombrar al sustituto definitivo de Javier Aguirre.

Las lágrimas de Messi y la alegría española

Maradona aclaró que en cincuenta años la debacle de su equipo por 0-4 ante Alemania era “lo peor que le había tocado vivir”. Intentaré creerlo, una vez más, al Pibe de Oro; pero creo que más allá de los besitos iniciales, la siempre apreciable presencia emocional desde el banquillo, el Pelusa no aprobó su gran prueba de fuego. Cierto, los jugadores son los que deciden los partidos, no los técnicos. Por supuesto, nadie niega esto; sin embargo, Diego dejó que el partido se les fuera de las manos. Con el marcador 0-1 desde el minuto 3 y con su equipo sin funcionar, sobre todo en el primer tiempo, ¿qué hizo Maradona? Esperó y esperó. ¿Cuándo entraron Pastore y el Kun Agüero? El partido estaba ya 0-2. Poco se podía hacer.

La aplastante derrota Argentina nos ha dolido a muchos; mientras otros la están disfrutando, quizás por los sentimientos encontrados que despierta Maradona. Lo cierto es que Sudamérica perdió a 3 de sus 4 selecciones. Lástima el panel fallado por Paraguay. Ahora tendremos una semifinal europea, con claro favoritismo, desde mi punto de vista, de Alemania sobre España, en una reedición de la final de la Eurocopa de 2008 y por el otro lado, Holanda también favorita frente a Uruguay que tendrá que jugar sin el “mejor portero” del Mundial, Luis Suárez, el hombre de la parada más espectacular de la Copa.

Acabo de leer que Nelson Mandela le envió un mensaje de consolación a Asamoah Gyan, quien tuvo en sus piernas la enorme e histórica posibilidad de situar a un equipo africano por primera vez en la discusión de medallas. Gyan lloró, también lo hizo Messi, Maxi Rodríguez, incluso a Maradona se le escapó una lágrima. Del otro lado, Bastian-apellido impronunciable, Klose, Casillas y Villas celebran su continuacion en un Mundial que tal vez no ha dejado complacidos a todos.

Argentina, implacable en el Mundial

Diego en todas las poses posibles

Diego en todas las poses posibles

¿Quién pudo predecir que después de dos partidos en la Copa Mundial de Sudáfrica Argentina tendría seis puntos, cinco goles anotados  y ninguno fuera de Lionel Messi? Pero eso es precisamente lo que hace grande a esta selección: ¡el juego colectivo! Me parece que los albicelestes han sido la gran sensación en una Copa insípida hasta ahora. No porque hayan ganado los dos juegos, pues probablemente otros lo hagan, sino por el fútbol que están jugando. Frente a Nigeria pudieron anotar, al menos, dos goles; sin embargo, Higuaín perdonó en múltiples ocasiones.

Contra Corea del Sur, a pesar de los dos goles en la primera parte, parecía más de lo mismo. Entonces Diego Armando Maradona acertó con el cambio de Sergio “Kun” Agüero y en los 20 minutos que estuvo sobre la cancha el versátil atleta generó interesantes jugadas que culminaron, en dos oportunidades, en dos goles de Higuaín. Argentina no solo ganó, especialmente convenció.

No obstante, hay malas noticias. En la primera fecha fue la lesión de Verón, ahora la de Walter Samuel, dos veteranos necesarios; además, contra Nigeria hubo deslices defensivos y ante los coreanos el tonto error de Demischelis costó un gol.

Creo que pocas imágenes en el Mundial se comparan con los saltos, los abrazos de Diego desde el banquillo. Este Pelusa no se parece en nada al que mandó…ya sabemos a qué lugar, a varios periodistas después de la sufrida clasificación gaucha en Montevideo. Una prensa que no se cansó de buscarle las cosquillas y el Diego nunca ha tenido pelos en la lengua. En Sudáfrica viste lujosos trajes, tres diamantes en sus orejas; pero su lengua sigue igual de afilada.

El Rey Pelé se “atrevió” a contradecirlo (una vez más y yo que pensé que había una tregua fecunda entre ambas estrellas) y dijo que Maradona había aceptado el puesto de seleccionador nacional por problemas económicos. Diego simplemente respondió: “Pelé que vuelva al museo”.  Luego Platini criticó sus conocimientos del juego y su capacidad para conducir a tantos talentos y, por supuesto, Diego siendo Diego, no perdió ni un minuto en contraatacar: “todos sabemos cómo son los franceses, y Platini es francés. Cree que es mejor que todos”.

Un detalle interesante, esto fue lo que exigió Maradona en el centro donde se hospedan los argentinos: todas las habitaciones pintadas de blanco;  seis estaciones de Playstations;  10 platos diferentes en cada comida;  14 ensaladas diferentes en cada comida;  helado disponible todo el día;  remplazo de dos tazas de inodoros en su baño y un bidet con una silla caliente y un sistema de secado. ¿Cuánto costará todo esto? En realidad poco importa. Argentina convence y por eso, al menos esta vez, las palabras del Pelusa están muy justificadas: Argentina ha sido implacable.

Vea además: Carta abierta al señor Diego Armando Maradona

A %d blogueros les gusta esto: