El béisbol y la crisis del Barcelona

El club Barcelona eliminará al béisbol de sus secciones no profesionales Uno de los clubes más famosos del mundo, el Barcelona, afronta, supuestamente, una profunda crisis económica que ha obligado a la directiva a realizar recortes en los presupuestos, para mejorar las cuentas bancarias de los azulgranas y así destinar más millones de euros en la firma de nuevos futbolistas. ¿Quiénes aparecen como culpables de los problemas financieros? Muchos; pero hasta el momento las medidas más drásticas recayeron, nada menos, que en la selección amateur de béisbol.

Después de ganar, por segunda ocasión en tres años, la Liga de Campeones de la UEFA es difícil explicarse los números rojos en las finanzas del Barcelona; pero Javier Faus, el vicepresidente económico, trató de explicarle a la prensa cuáles eran las razones de la compleja situación del club. El convincente triunfo sobre el Manchester United, en Wembley, representó un ingreso de ¡62 millones de euros! De esta cifra, 27 millones fueron a parar a los bolsillos de jugadores y técnicos quienes habían recibido antes otros 20 millones, por el éxito en la Liga española.

Las matemáticas más simples muestran que todavía quedaban millones disponibles; sin embargo, Faus lanzó un ataque contra lo que él considera es el principal factor de la crisis blaugrana: las secciones no profesionales. Al igual que sucede con los más importantes clubes del mundo, el Barcelona tiene selecciones amateurs de hockey sobre césped, atletismo, rugby, patinaje artístico y béisbol. Más de 1200 deportistas se agrupan en estas modalidades; pero ese total tendrá que reducirse drásticamente, aseguró Faus y las primeras víctimas de la “austeridad” azulgrana ya quedaron definidas: los peloteros.

De acuerdo con los directivos del Barcelona, ellos invirtieron solo en 2011 casi 52 millones de euros en las secciones amateurs; pero solo tuvieron ingresos de un poco más de ocho millones, por tanto, el déficit había que solucionarlo cuanto antes. La lista de medidas ha sido amplia: desde aumentar el precio de los pases de aparcamiento en las instalaciones del club hasta limitar la actividad deportiva de las selecciones no profesionales.

Sigue leyendo

La marginación del béisbol internacional

Los "decisores" del béisbol internaciona...

Los "decisores" del béisbol internaciona...

La crisis del béisbol internacional empeora cada vez más. Estadios vacíos, eventos con pérdidas económicas, poco interés de las naciones y la lista continúa…Entonces, los directivos reunidos en Taichung, donde se celebró la última edición de la Copa Intercontinental, decidieron (o fueron influidos) para pasarle  todo el control nada menos que a la Major League Baseball.

Las propuestas de la MLB fueron claras: un único evento, el Clásico Mundial. Esto marcaría la desaparición de la Copa Mundial, un torneo creado en 1938; pero que a la MLB le parece “poco atractivo”. Lo más curioso es que los europeos que dominan la IBAF movieron repetidamente la cabeza en señal de aprobación. ¡Europeos! Realmente me gustaría saber cuál es salario de estos ejecutivos o quizás recibieron “ofertas que no pudieron rechazar”, pues la MLB dijo que de aceptarse su propuesta, entonces ellos “apoyarían financieramente a la IBAF”. A buen entendedor…¿Qué sentido tendría mantener una organización que no juega ningún rol en el panorama beisbolero internacional? Otra pregunta, ¿qué significa apoyo financiero? ¿Para qué evento?

El Clásico Mundial sin dudas es el torneo más fuerte; aunque ya sabemos sus problemas de credibilidad, no solo por las inasistencias-desinterés de muchos peloteros (este sería la menor de las dificultades), sino por la concepción del evento, como “preparatorio” de la campaña regular de las Mayores que obliga a limitar los lanzamientos de los pitchers, para que los dueños de las franquicias ofrezcan “el permiso” de participación en el Clásico.

Entonces, una posible opción para salvar a la Copa Mundial sería desarrollarla cada cuatro años (no como ahora, pues resulta poco operativo y financieramente inviable cada dos) y considerarla un evento clasificatorio al Clásico. De esta manera se mantendría el Clásico como el gran premio, pero no desaparecería la Copa. El béisbol ya no forma parte del programa olímpico, tampoco habrá Copa Intercontinental, ¿qué quedaría entonces? Únicamente los certámenes de los más jóvenes, sitios perfectos para que los scouts encuentren a las futuras estrellas de la llamada Gran Carpa.

A %d blogueros les gusta esto: