Anuncios

La historia del boxeo cubano en los Mundiales

Félix Savón, el boxeador cubano con mejores resultados en Mundiales

Félix Savón, el boxeador cubano con mejores resultados en Mundiales

Le propongo realizar un recorrido por las actuaciones más sobresalientes de las escuadras cubanas que han intervenido en los campeonatos mundiales de boxeo que comenzaron 35 años atrás, en La Habana. En este rápido recuento de décadas de grandes triunfos y también algunas decepciones nos encontraremos con figuras inolvidables como Félix Savón, Juan Hernández Sierra, Mario Kindelán y Roberto Balado, todas leyendas del pugilismo cubano.

Cuba organizó la primera cita mundial, en agosto de 1974 y por supuesto que en aquel torneo llegaron las primeras medallas cubanas. Recordemos que en las dos primeras versiones se competía en 11 divisiones, ya que existían los 81 logramos y los más de 81 kilogramos. En La Habana, ante su público, los boxeadores cubanos ganaron el evento con acumulado de 5 títulos, una presea de plata y dos de bronce, ocho en total.

En la memoria quedará por siempre Jorgito Hernández, de los 48 kilogramos, quien abrió la cartelera final con un triunfo sobre el keniano Stephen Muchoki y se proclamó como el primer campeón mundial cubano.
Sigue leyendo

Anuncios

El Pincho del boxeo cubano

El Pincho Gutiérrez, siempre al lado de su discipulo

El Pincho Gutiérrez, siempre al lado de su discípulo

¡Estás loco! ¿A quién lleva ese negrito? Aquella fue la respuesta del hombre y con ella parecía que el destino del muchacho estaba decidido. Pero otro entrenador insistió y finalmente obtuvo la aprobación. La pelea quedó acordada para el día siguiente. Y en ella, el discípulo de los dos hombres, Johnny Cruz, recibió un enorme golpiza del “negrito ese”. Poco después se repitió la pelea y nuevamente Johnny se marchó a casa con el rostro hinchado.
Las dos brillantes demostraciones convencieron al hombre que decidió convertirse en manager de quien sería considerado como el boxeador cubano más famoso de las primeras décadas del siglo pasado. El “negrito ese” era el Kid Chocolate. Su entrenador, Luis Felipe Gutiérrez, el Pincho del boxeo cubano.
Sigue leyendo

Historias mínimas de grandes combates

Kid Charol, uno de los grandes del boxeo cubano

Kid Charol, uno de los grandes del boxeo cubano

La historia del boxeo profesional cubano recoge grandes combates que quedaron en la memoria, no solo por el resultado, sino también porque marcaron trágicamente la vida de varios pugilistas, entre ellos Eladio Valdés, Esteban Gallard y Bernardo Paret.

El Black Bill

La historia de Eladio es muy parecida a la de otros boxeadores cubanos de mediados del siglo pasado. Nació en el barrio habanero de Jesús María y su educación fue muy escasa. En el boxeo encontró su oportunidad. Desde pequeño se destacó por su estatura y también por la fuerza de la pegada. El talentoso muchacho no pasó inadvertido para el entrenador Pincho Gutiérrez quien rápidamente lo captó como discípulo.
Sigue leyendo

La paciente impaciencia por otro Roberto Balado

Añoranza por Roberto Balado

Añoranza por Roberto Balado

Las peleas entre los hombres de mayor peso corporal suelen ser de las más esperadas, atractivas y espectaculares en los carteles de boxeo. La fuerza de los golpes de estos hombres atrae y de ellos se espera, siempre, un fuera de combate fulminante que deje al rival tendido sobre la lona.

Quizás por estos estereotipos físicos, el mundo vio con sorpresa cómo un pequeño boxeador cubano, con apenas unos kilogramos por encima de los 91, llegó a ser considerado como el mejor peleador del mundo a principios de la década de los noventa del siglo pasado.   Con una gran movilidad sobre el cuadrilátero, una excelente técnica y también un gran golpeo, aunque nunca fue su fuerte, este hombre no tuvo rivales en un lustro y su nombre brilló en los principales escenarios mundiales. Nada parecía capaz de frenarlo. Solo un fatal accidente, en el mejor momento de su carrera, pudo derrotar a Roberto Balado; pero en sus 28 años logró tantos triunfos que se ganó el derecho indiscutible a ser considerado una leyenda, no solo del deporte cubano, sino también del boxeo amateur.
Sigue leyendo

Kid Charol, olvidado por el tiempo

Kid Charol, una estrella olvidada

Kid Charol, una estrella olvidada

La historia del boxeo cubano no puede contarse sin las grandes figuras que brillaron en las primeras décadas del siglo pasado. Muchas de ellas tuvieron vidas muy controvertidas y, lamentablemente, la mayoría terminaron en la pobreza; pero sus hazañas deportivas no pueden ser olvidadas.

En la larga lista de los boxeadores olvidados por el tiempo, una de las primeras plazas es para Esteban Gallard. Al igual que sus contemporáneos, Gallard utilizó para su vida como peleador profesional un nombre más “comercial”: Kid Charol y con él pasó a la historia.

Gallard nació en Sagua la Grande, en la actual provincia de Villa Clara, justo el primer día del año en que se aprobaba la Enmienda Platt, 1901. Cuba todavía estaba bajo el dominio de la intervención norteamericana y la situación en los campos cubanos no era nada fácil.
Sigue leyendo

El hombre más malo del planeta en La Habana

Mike Tyson en La Habana, en 2002

Mike Tyson en La Habana, en 2002

Desde que se supo su presencia en La Habana, por aquellos primeros días de enero de 2002, varios periodistas de diversos medios extranjeros acreditados, con ínfulas de papparazzis, se apostaron en la recepción del hotel Meliá Habana. No todos los días aparecía la oportunidad de entrevistar al “hombre más malo del planeta”. Desde el elevador llegaron los primeros gritos, las imprecaciones. Los flashes de las cámaras inundaron el vestíbulo y el hombre, conocido mundialmente por su mal genio, perdió el control, la tomó con los periodistas y comenzó a arrojarles los objetos que encontró a mano. Ellos, sin declaraciones y pocas fotografías, tuvieron que retirarse del hotel. Él también lo hizo al día siguiente. La corta aventura habanera del boxeador norteamericano Mike Tyson no había terminado de la mejor manera y su nombre estaba de vuelta en los diarios, aunque en esta ocasión no por un nuevo y espectacular fuera de combate en una pelea. Esos tiempos parecían lejanos. Tan lejos que pocos lo recordaban como el campeón de peso pesado más joven del planeta. Ahora su figura iba asociada a los escándalos de todo tipo, sobre todo sexuales.

Sigue leyendo

Teófilo Stevenson, una leyenda olímpica

Teófilo Stevenson, uno de los grandes de todos los tiempos

Teófilo Stevenson, uno de los grandes de todos los tiempos

En la historia del boxeo olímpico hay varios nombres que no pueden olvidarse. El primero de ellos, al menos por orden cronológico, es el del gran peleador húngaro Lazslo Papp quien logró tres coronas. La lista de atletas sobresalientes incluiría a los estelares norteamericanos Cassius Clay—conocido más tarde como Muhammad Alí—, George Foreman, Leon Spinks y Lennox Lewis. La presencia de púgiles cubanos ocuparía parte importante de la lista: el tricampeón Félix Savón, los bicampeones Ángel Herrera, Héctor Vinent, Ariel Hernández, Guillermo Rigondeaux, Mario Kindelán; el invencible Roberto Balado; pero un lugar aparte merece un hombre que también logró subir hasta lo más alto del podio en tres oportunidades y sus hazañas en el ring pudieran clasificarse como las más impresionantes de todos los tiempos olímpicos del boxeo: Teófilo Stevenson.
Sigue leyendo

A %d blogueros les gusta esto: